*

ir a carrito

Busca tu Evento

Carrito de compras

0.00





Celebración de oro

Fotos: Marco Tapia / El Diario

Ver Galería

 

El amor que surgió hace más de 50 años en los corazones de Eduvina Villela de Sáenz y Héctor Sáenz sigue latente y más fuerte que nunca, motivo por el cual celebraron con alegría sus bodas de oro.
Junto a sus hijos Héctor Jacobo, Jesús Manuel y Belinda Aimé Saénz Villela, los esposos se presentaron ante el altar de la Parroquia San Felipe de Jesús y renovaron sus votos con la bendición de Dios a través del padre Felipe de Jesús Juárez.
Su hija fue la encargada de entregar las arras, su hijo Jesús Manuel llevó los anillos, y María Guadalupe Alvarado, su madrina original de lazo, lo colocó nuevamente después de 5 décadas.
Ochenta invitados acompañaron a la pareja en una comida de celebración, misma que lució decorada con detalles en blanco y dorado, así como adornos florales que constaron de dos Casablancas, que representaron al matrimonio, y tres rosas como símbolo de sus hijos.
Uno de los momentos más emotivos de la velada fue cuando Belinda Aimé cantó el vals que danzaron sus padres al compás de ‘We belong together’, así como los temas ‘Cómo fue’ y ‘Cómo han pasado los años’, por mencionar algunos.
Entre abrazos y felicitaciones para Eduvina y Héctor transcurrió la recepción amenizada por el grupo Dan-K y en la que familiares y amigos de los enamorados compartieron con ellos un delicioso pastel de sabores blueberry, almendra y nuez.

 

Galería